¿Qué pasó realmente en el incendio que causó la muerte a dos menores en Guantánamo?

Visión desde Cuba

Por Lilibeth Alfonso. Esta entrevista, concedida el lunes sobre las 11 de la mañana por Leonardo Cross Castro, Jefe de los Bomberos en la provincia de Guantánamo, aclara muchas de las preguntas y las dudas que tuvo la población que presenció el incendio que se originó sobre las 4 de la tarde del pasado sábado y terminó con la muerte de dos menores de edad y cuantiosos daños materiales. Para confeccionar este cuestionario, del cual usé datos para apurar una información que aclarara por lo menos las causas del incendio, usamos los videos aficionados del siniestro y los principales requerimientos de la población. El entrevistado contestó, abierta y solícitamente, todas nuestras preguntas.

Ver la entrada original 1.865 palabras más

Anuncios

Olor a sal y a Festival

380581_464345053576036_1216823927_nCuando recuerdo aquellos días de universidad regresa a mí el olor a sal, el calor humano y el paisaje inolvidable de Gibara. Nunca pensé que marcarían tanto mi vida las experiencias compartidas con mis compañeros de la carrera de Periodismo y nuestras aventuras por cuanto suceso cultural aconteciera en el oriente cubano, pero específicamente son imperecederos los días en la Villa Blanca y su fiebre de cine.
Desde el año 2006 comencé a asistir al Festival Internacional de Cine Pobre, una suerte de evento que hacía y aún hace cómplices a los que aman el séptimo arte hecho con pocos recursos materiales y talento de sobra. Fue así que unos casi adolescentes pudimos compartir gustos, conocer a pie y sin protocolos a algunos de los mejores actores del cine cubano y un Humberto Solás tan humano y cálido como la propia ciudad de la que se enamorara hace mucho tiempo atrás.images
La Cueva de los panaderos, la Batería Fernando VII, la arena de la playa y la noche misma fueron testigos de jornadas de aprendizaje y confraternización entre personas y personajes también, como la de los performances, de toda Cuba y el mundo. Las calles rectas, el malecón, el pino de la punta y las esquinas guardan tantas historias que no cabrían en ninguna película, ni aunque esta durara más que la saga del Señor de los Anillos.
Han transcurrido varios años desde el primer encuentro con el Cine Pobre, ya Solás no está y muchas cosas han cambiado desde entonces. Sin embargo, en cada visita a Gibara se hace obligatorio rememorar, con los ojos llenos de lágrimas y sal aquellos días de universidad y a las amistades que se hicieron eternas con el refresco de tamarindo, el insomnio, las películas y el mar. Un mar que para mí se hace infinito en cada Abril.

Cuando el Gabo estuvo en Birán

Visión desde Cuba

Por Aroldo García Fombellida. De entre los innumerables privilegios históricos que me ha concedido esta profesión que abrazo desde hace cuatro décadas, guardo varios con especial agradecimiento. De uno de ellos trata esta historia, apenas conocida, 18 años después de ocurrir, porque como noticia fue poco divulgada, al ocurrir paralelo a otro que asumió la connotación mayor. Nos acercábamos a la mitad de agosto de 1996.

Dos días antes recibí una llamada desde la dirección del Partido en la provincia urgiendo mi presencia inmediata. Solo me indicaron mantenerme “localizable” pues, junto a un fotógrafo del “Ahora”, nuestro inolvidable amigo Juan González, debía estar listo para una cobertura especial.

Ver la entrada original 1.048 palabras más

Estos tiempos también son de Girón

pueblo-holguin-jovenes-abgTranscurren tiempos diferentes y los que fueran los jóvenes que defendieran a su país en aquel glorioso abril actualmente peinan canas y de otros, solo quedan el ejemplo y la epopeya histórica.
Sin embargo hoy, próximos a cumplir 53 años de la primera derrota del imperialismo en América, el olor a la victoria perdura en el aire.
“Se siente la satisfacción, el deber compartido de preservar todas las conquistas por las que se peleó en Girón y en esta lucha, los jóvenes somos los principales protagonistas” asegura Liliana del Carmen Bauza una adolescente holguinera que estudia la enseñanza preuniversitaria.
Juan Antonio Rodríguez Pérez estudia medicina en la ciudad de Holguín y su abuelo, aunque no participó en la gesta heroica, le cuenta de lo vivido en la Ciudad de los Parques cuando acontecía el suceso y de la emoción del triunfo del 16 de abril.
“Mi abuelo me permite acercarme y hacerlo más real, cada vez que habla del tema me parece que vivo todo pero lo más importante es que él me enseña que estos tiempos también son de Girón, ahora también hay que luchar, aunque sea de una manera diferente” apunta Juan Antonio.
Imágenes en sepia nos acercan a Playa Girón, las voces añejas de los que protagonizaron la fecha nos ubican entre la metralla enemiga. La historia se vuelve presente cuando escuchamos el llamado a la actual batalla económica.
Entonces Girón se convierte en la razón de cada cubano: el joven, el viejo, el cubano común que trabaja por el país y por él mismo; porque nuestro Girón se encuentra en la implementación de los lineamientos de la política económica del país y sobre todo, el quehacer diario por preservar el carácter socialista de nuestra Revolución. El mismo carácter socialista proclamado víspera al ataque mercenario que terminaría como la indiscutible victoria cubana. Entonces, sin dudas y como plantean Liliana o Juan Antonio, estos tiempos también son de Girón.

El canto eterno de una alondra

imagesAbril es el mes de la primavera y también un periodo de muchos acontecimientos históricos, precisamente fue a siete días de iniciado este mes cuando nació una flor de la Revolución que se convertiría en ejemplo y paradigma para toda esta Isla y el mundo.
Vilma Espín Guillois nació en Santiago de Cuba en el seno de una familia que se distinguió por el afecto y el respeto mutuo entre todos sus miembros, donde le inculcaron valores y principios humanos que le acompañarían durante toda su vida.
A los 18 años ingresó a la recién creada universidad de Oriente y es allí donde se marca el inicio de una etapa decisiva en el afianzamiento y desarrollo de sus ideas políticas. Entusiasta deportista, cantante y bailarina la joven Vilma se destaca su presencia y participación estudiantil, sobre todo en las actividades patrióticas.
Es en esta época cuando participa junto al profesorado y estudiantes en las manifestaciones y demostraciones de repudio contra la tiranía. Entre tanto concluye sus estudios universitarios con el título de ingeniera química industrial y es una de las dos primeras mujeres en Cuba en graduarse de esta especialidad.
Aunque su vida como estudiante termina, no así sus deseos de justicia, bajo las órdenes de Frank País participa en el Alzamiento Armado de Santiago de Cuba el 30 de Noviembre de 1956 y su casa se convierte en Cuartel General del Movimiento en Santiago de Cuba.
Un momento que la marcaría para siempre fue su enfrentamiento cara a cara con los esbirros batistianos, el 2 de enero del 1957 cuando participa en una marcha de madres enlutadas por los asesinos de la dictadura, una de las causas de que sea detectada por el enemigo.
Poco después y antes de ser asesinado Frank País, este la nombra Coordinadora Provincial del Movimiento en Oriente, labor que desempeña hasta junio de 1958 cuando su insostenible y peligrosa situación la obliga a dejar la ciudad y convertirse en la legendaria guerrillera del II Frente Oriental Frank País.
Pudo ser Alicia, Mónica, Déborah y Mariela pero nunca dejó de ser Vilma, la valiente y eficaz combatiente rebelde; fue así hasta el triunfo de la Revolución en 1959 cuando realiza diferentes tareas como dirigente.
No cabe dudas de su amor por la libertad, la dignidad y el decoro del hombre, su repudio a las injusticias y su fe ilimitada en el pueblo como tampoco se podría dejar de mencionar su modestia y sencillez al actuar, su espíritu de sacrificio y muchos otros atributos de su personalidad que le permitieron ser un ejemplo a imitar por todas las mujeres de Cuba y del mundo.
La creación y guía certera de la Federación de Mujeres Cubanas, de los círculos infantiles y su genial visión acerca del papel de las féminas en la sociedad y la historia; se lo debemos a esa mujer de grandes espejuelos y sonrisa amplia que según cuentan, cantaba como la más bella ave.
Siempre será la compañera respetuosa, sensible, cuya palabra de aliento, de consuelo, orientadora nunca faltó a quién la necesitaba; la mujer enamorada de su compañero de siempre, de sus hijos, de sus nietos, de su familia feliz.
Vilma Espín Guillois, siempre será admirada y querida por las generaciones que tuvieron el privilegio de seguirla y por otros que aunque no la tengan físicamente la ven renacer en días como este 7 de abril, en el corazón del pueblo y en la sonrisa de las niñas y los niños cubanos.